Vés al contingut

Un Homenaje Emotivo: Celebrando la Vida a través de la música en directo en un Inolvidable Adiós

  • per

Un homenaje también es una celebración. Depende de ti cómo quieras vivirlo.

Es cierto que el adiós de un ser querido para siempre nos provoca ese sentimiento de pena e intranquilidad, sobre todo si esa persona ha aportado valor a tu vida. El fallecimiento de un padre, una madre o cualquier miembro de la familia que tengamos muy cercano puede resultar un golpe muy duro para nosotros.

Hoy nos gustaría compartir una experiencia muy bonita y emotiva que vivimos con El Teu Concert.

Una mujer nos contactó y nos preguntó qué quería hacer en homenaje a su padre que los había dejado hace un año, y que dadas las circunstancias, en el día que pasó no se pudieron despedir como les habría gustado. Un año más tarde, después de su recuperación emocional, decidieron, esta vez sí, celebrarlo. Y digo celebrarlo porque ellos comunicaban el día como un homenaje, y es lo que fue, pero déjenme que añada que también puede ser una celebración. Un acto de valentía por parte de la familia que les ayuda a seguir adelante y a curar por fin el momento vivido. Y estarán de acuerdo conmigo en que cerrar una etapa en la vida siempre es mucho más reconfortante no hacerlo con pena, dolor y un mal sentimiento. Por eso creo que fue tan acertado dejar pasar un tiempo si la pérdida fue dolorosa; dejar un tiempo para recuperarse es importante.

El homenaje se celebró en una iglesia y decidieron realizar una misa en honor al difunto. Él era creyente y así lo decidió su familia. Una misa tradicional, pero con un toque de magia. Los discursos de la familia fueron muy emocionantes y nuestra tarea fue acompañar el acto con la mejor música en vivo.

La familia escogió las canciones, que eran canciones que al homenajeado le gustaban y siempre había un motivo detrás para usar esas canciones.

Quiero contarles que está física, científica y psicológicamente demostrado que cuando estamos viviendo una etapa de tristeza y dolor, nuestro cuerpo nos pide escuchar música que aparentemente es triste y, sobre todo, nos pide escuchar canciones tristes que ya conocemos de antes. Esto provoca que el cerebro nos coloque en alguna situación similar anterior a la de ahora y nos ayude a tirar para adelante haciendo la reflexión involuntaria de que si hoy estoy aquí, aunque esté triste, ya he pasado por un momento triste, con lo que esta vez voy a superarlo también.

El poder de la música, el poder de las melodías y de esas canciones que marcaron algún momento de nuestras vidas.

Fue un auténtico placer poder acompañar a la familia con sus canciones, y despedir al homenajeado como se merecía, de la mejor manera que podía haber sido: cantando.”

El Teu Concert en el dia del homenaje al adiós d’una persona querida.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Sol·liciteu informació